© 2020 taller. All rights reserved.

EUGENIA LUNA

.

COMUNICACIÓN vs LITERATURA.

MENSAJE vs. FUNCIÓN POÉTICA.

Objeto de escritura: el ámbito del taller, la casa, Laprida 563.

A) Informe descriptivo:

El taller de los jueves se desarrolla en la planta alta de Laprida 563. Los ambientes donde circulan los asistentes del taller tienen sus paredes cargadas de cuadros, fotografías y repisas con libros. Entre las obras que cuelgan de las paredes, se destacan una de Lichtenstein, que está junto a otras dos, igualmente cautivantes, de Egon Schiele. Debajo de ellos, también se observa una larga secuencia de fotos de una sonriente Marilyn Monroe, justo encima del respaldar de uno de los sillones.

Sobre los muebles se encuentran tantísimos objetos, muchos de ellos sin otro propósito que el decorativo, pero sobre todo hay libros. Resulta imposible para el observador calcular cuántos hay, ya que están por donde se mire: en cada rincón aparece alguno. Ocupan también la mesa en el medio del living, que sostiene unas cuantas pilas de ellos, y apenas puede verse el mantel que se asoma debajo. Parece milagroso que haya lugar para los chupetines sobre aquella mesa, o para los alumnos, pero de algún modo hallan su sitio y se disponen a escuchar atentamente a Scalona, que se sienta en uno de los ángulos de la habitación, y da comienzo a la clase alrededor de las siete.

B) Lenguaje literario

En las paredes del taller de la calle inclinada siempre se ve algo nuevo. Podés hacer la prueba de sentarte en el mismo lugar todas las semanas y comprobar que el espectáculo es distinto cada jueves, y no imagino qué pasa los miércoles o por la mañana. Cambiar de asiento también es fascinante, pero los alumnos del taller enseguida nos hacemos de algún favorito que nadie resigna fácilmente.

Mi preferido en los últimos encuentros fue el ángulo más obvio. Acaso sea porque las líneas prolijas de Lichtenstein ocultan a la perfección un significado segundo, y contrastan con las de la Mujer con la pierna doblada. Desde ese mismo ángulo, cuando alguien se acomoda en el sillón largo, se produce un fenómeno extraño: la secuencia de fotos de Marilyn cobra vida, y le da al rostro intruso un aire misterioso, atrapándolo en la magia del blanco y negro. Un poco más arriba hay otras fotos en sepia, unos cuantos libros, y también un marco circular oscuro, con dos flechas que se mueven señalando alguna cosa a la que no se le da demasiada atención.

Podría seguir, pero la enumeración quedaría incompleta de cualquier manera. Ya te dije: siempre hay algo nuevo. Sólo una cosa no hay en ese taller: un reloj ¡Vaya uno a saber qué hacen con el tiempo en esa casa!

.

………………….EUGE  LUNA………

.

COMENTARIO:

Marcelo Enrique Scalona Nítida las diferencias de lenguajes: el expresivo apela al inventario, objetivo, la suma, la foto, el documento de lo explícito, de lo dicho. El literario elige lo particular, lo simbólico, lo elíptico, lo indirecto y la función poética es justamente esa, poner en evidencia algo sin nombrarlo, el momento culminante se hace con algo que no está (la temporalidad) y su objeto, el reloj. Esa sinestesia (mezcla de sentidos y sensaciones, cómo se altera la visión y el movimiento cuando mira los cuadros o fotos y según dónde se pone (en El Aleph para ver hay que ponerse exactamente en un lugar, escribir es una lectura extrábica -Joyce-), hace que aparezca el tiempo inmensurable de la ficción o el poema. Pero aparece con un fantasma (el reloj no está). Incluso, porque lo puso en cursiva, en el original de Eugenia Euge Luna, que tengo yo, la cursiva indica que la frase SOLO UNA COSA NO HAY… es de alguien, un intertexto. .. de Borges, del poema EVERNESS. Poesía es colocar algo decisivo en un texto sin decirlo. Eso es la función poética que tiene la literatura y que no tiene, no debe tener la comunicación. Gran trabajo. Gracias.