© 2020 taller. All rights reserved.

Alguaciles (diciembre)

.

ALGUACILES (diciembre)

.

Si hubiera un paraíso

donde tomaran examen

yo diría aquel diciembre

que conocí a Hermann Hesse,

terminaron las clases, murió Gustavo

y empecé a leer en el agua,

mojando los libros de mi hermano

Cortázar y la pelopincho

dos por uno,

todes les guachines en la terraza

el Toddy, la mortadela

la vecina rubia prohibida

Demian y el lobo estepario.

¡Quién diría, la pandemia…!

50 años después

volvemos a la pelopincho.

Un verano en la casa donde

solo faltan Narciso y Goldmundo.

.

El bochorno colma el campo de alguaciles.

Ahora se dice piscina, biblioteca

un agua llama a la otra

y ya tengo diez mil libros

un mar de palabras

que planean sobre el césped por agua y liquen.

¡Qué modo tan simple tiene diciembre

de hablar del infinito!

¿Y cómo se llamaba el gato?

Gramsci. Un gato Gramsci:

el nombre del poema de Pasolini,

el llanto de la excavadora

de Villa Manuelita.

.

.

………………………..Marce…